martes, 26 de junio de 2007

Una Pantera alucinante con mucha pimienta

Hoy es el día internacional de la lucha contra el uso indebido y el tráfico ilícito de drogas. Demasiado groso el tema para discutirlo en el espacio menor del blog.
Todo lo que se diga, a favor o no, puede ser usado en mi contra. ¡Tendrás un juicio justo!
Hace unos días se cumplieron los 40 años del Sargento Pimienta de los Beatles y desde ese día se han escuchado referencias de todo tipo al ácido, la psicodelia y las pastillitas de colores.
Fiel exponente de aquella época es nuestra querida Pantera Rosa.
Si Norville "Shaggy" Rogers, aquel flaco desgarbado que no podía parar de comer y hablaba con su Gran Danés Scooby y a quien mi hijo idolatra hasta límites insospechados fue descrito más de una vez como un adolescente fasero, la pantera es sin dudas la máxima expresión de aquella época de experimentación con drogas alucinógenas como el LSD.
Con sólo recordar aquellos capítulos donde las espirales la devoran como túneles del tiempo, o cuando pelea con el asterisco y su padre; o cuando camina despreocupadamente por las cornisas de los edificios en construcción; o si no aquel capitulo de libros que chorrean tinta y palabras y efes que se transforman en armas de fuego, es fácil advertir en qué época está pensada y realizada nuestra eterna compañera.
Claro, eso si uno no se detiene a pensar en que estamos hablando de un felino rosa que camina graciosamente en dos patas y fuma cigarrillos con boquilla.
Todos los dibujos animados son irrealidades dentro de un mundo real, sin embargo The Pink Panther va mucho más allá porque es un personaje irreal dentro de un mundo irreal, alucinado vaya a saber en qué viaje en épocas en que el LSD no era ilegal.
En 1964 Blake Edwards encarga al dibujante Fritz Freleng un dibujo animado que tendría una muy corta presentación en su comedia “La Pantera Rosa”. Fue tal el éxito que ganó el Oscar a “Mejor Corto de animación” Y sin dudas, y más allá de que las desopilantes aventuras del Inspector Clouseau tuvieron su reconocimiento, la fama y la vigencia del felino lo superó ampliamente.
A esto hay que sumarle el tema original compuesto por Henry Mancini que con el tiempo se convirtió también en un clásico que puede ser tarareado al unísono por niños de 3 años y sus abuelos.
Fueron 82 capítulos a lo largo de 4 temporadas y más allá de haberlos visto miles de veces no hay zapping que no se congele cuando en algún canal los están repitiendo. Además de los capítulos de las peleas con las manchas hay dos que recuerdo siempre: uno es aquel en el que se está planchando, la llaman por teléfono y la plancha la atraviesa de lado a lado y termina poniéndose un reloj para tapar el agujero. El segundo es aquel en que hace lo imposible por levantase a horario pero a la vez destruye cada reloj hasta que comienza a pelear contra el pájarito del Cu-Cú que hace cualquier cosa por despertarla ¿Recuerdan el final?
Este disco simple es una pequeña joya. Incluye dos temas muy lounge de Henry Mancini interpretados por Henry Mancini y su orquesta: La Pantera Rosa en el lado A y La Posada en el lado B. Cuando quieran saber cuál es la música que me gusta, pongan este disco y tendrán una idea de uno de mis géneros preferidos.
Como decía al principio el tema del uso de la droga es demasiado pesado como para discutirlo acá, pero calculo que cuando hablan de uso indebido no tendrá que ver ni con la Pantera ni con el Sgt. Peppers.
Hasta la próxima.

5 comentarios:

Leo dijo...

Si todos los artistas que consumen LSD van a hacer grossadas como Sgt Pepper's o The Pink Panther.... entonces diganme donde hay que firmar el petitorio para que se las suministren gratis!!!!
Yo me acuerdo de ese capitulo que entra por una puerta a un lugar sin escenografia, la puerta se cae entonces cuand oabre hay una escalera, lo tengo en mi compu y cada tanto lo miro porque es tremendo. Yo tambien hago la misma prueba que comentabas ayer con mi hijo y la Pantera salio aireosa del desafio al lograr que mi hijo se quede mirandola y riendose. Otro que me acuerdo es el de las hurracas que le comen el maiz.
Sin embargo hubo una epoca que me irritaba, porque le habia sacado el yeite de que todo el corto se trataba de lograr un objetivo y como se frustraba, hasta que finalmente llega el equilibrio. Años mas tarde me di cuenta que todos los cortos animados (Tom & Jerry, Speedy Gonzalez, etc) usaban la misma tecnica de guion. Entonces hice las paces con la pobre Pantera y comence a disfrutarla de nuevo.
Es un placer leer este blog... como siempre.

Leo dijo...

Otro: Se acuerdan de la que hay que construir una casa y ella la hace de rosa en un estilo futurista y el narigon clasica y de verde y se pelean todo el tiempo para ver como queda la casa. El remate del corto era tremendo: cuando por fin parecia que habia ganado el narigon y uno se decepcionaba, se ve que la casa era solo una fachada y atras estaba la casa futurista y rosa que elle queria.
y el que quiere dirigir la orquesta y lo saca al director con un cohete atado a la varita?? termina tocando la cancion de Henry Mancini... y al final el unico que aplaude es.... Henry Mancini. Me volaba la cabeza cuando era chico que la toma fuera real e interactuara con el dibujo!!!
Basta, no los atornillo mas
Sds/Leo

Marisa dijo...

Muy,muy lindo este disco. Tuve la oportunidad de escucharlo una vez y me encanto,y bueno ni hablar con los capitulos de la pantera estan barbaros,es como el chavo o los simpsons uno lo mira mil veces y nunca cansan.Saludos

Del Rio Rec dijo...

Alucinojenos, eran varios lo q la tomaban, sin ir mas lejos si Alguien vió Alicia en el Pais de las Maravilas o Los Tres Caballeros de Disney, sin duda los muchachos, se pasaron de "pastillitas".

La pantera un Clásico, pero no a la altura de Tom y Jerry de los 40, para mi son lo mas, casi sin tener dialogos te capturan y te entrenienen por 10 minutos que son los que duran los cortos aproximadamente.

Con Respecto a la entrada de Clemente El primer disco fué el mejor.
El vol 2 y el del 86 no me gustaron.
Lo q si me parece que fue un gran logro fué el Clemente en 3d, que se vio en los ultimos 2 mundiales

Juano dijo...

Ja! Nunca probé los alucinógenos aunque me encantaría y desde hace tiempo estoy en tratativas... Claro que naturales, lo químico nunca se sabe si es del todo bueno, lo que dá la Pacha por algo lo dá!!! De todas maneras alguna vez escuché que no son las drogas las que volvieron genios a los genios, un imbécil con alucinógenos solo se convierte en un imbécil drogado ¿no? Ahora con respecto a las polémicas, mi cuerpo es mi mío y yo de mi cuerpo para adentro hago lo que se me antoja, bueno sería que tuviera que pedirle al Estado permiso para decidir sobre lo único que es verdaderamente mio!!!! Como dice Albert Pla: "las drogas no son malas, si vos pones una raya arriba de la mesa, ella por si sola no te va a pegar, ni a robar ni nada"!!!! Lo malo en todo caso es lo que las personas pueden hacer por las drogas o lo que el Estado obliga a hacer a las personas para poder conseguirlas ¿no?